Mucho febrero

Necesito encontrar un momento para sentarme a escribir. Han pasado tantas cosas que hoy tengo la sensación de haber vivido las dos últimas semanas fuera de mi cuerpo, como si solo hubiera sido una espectadora de todo lo que ha pasado y que tanto me influye.

Por ejemplo, podría hablar de mi cumpleaños, de lo bonito que fue el día y lo especial que me sentí. De la sorpresa que, torpemente, preparó mi madre y de los regalos de mi novio. También os podría contar la parte negativa de ese día porque, como tiene que ser, hasta en los mejores días también hay detalles feos, y las consecuencias que luego trajeron esas cosillas.

Podría escribir sobre el bebé que ha nacido. Guapo, redondito, suave… perfecto. Podría describir la emoción que sentí al saber que mi cuñada se había puesto de parto o la cara que ponía mi novio al sostener en brazos a su sobrino. Aún me siento extraña con eso de ser “tita”… De rebote, como dicen algunos, pero tita al fin y al cabo.

También os podría detallar mil cosas de la nueva entrevista de trabajo que he hecho, de los carnavales que finalmente no he podido disfrutar y de otros tantos asuntos más, pero son tantas cosas… Estoy abrumada. Y hoy, que vuelvo a estar sola y en casa después de no sé cuántos días, pienso en que sí, podría escribir sobre mil temas pero antes tengo que asimilarlos. Poner en orden mis pensamientos y mis sentimientos. Descansar. Que febrero este año está siendo mucho febrero…

Anuncios

Se dice, se comenta...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: